fbpx

¿Qué margen de beneficio debe tener un negocio?

Calcula el margen de beneficio de tu negocio

Si hay un tema que suele causar muchas dudas es justamente qué margen de beneficio debe tener un negocio. ¿La razón? Parece haber más de un criterio para definir un porcentaje aceptable. Pero no te preocupes, en Joe Moliner hemos preparado para ti este sencillo artículo.

Tanto si estás comenzando un negocio, como si llevas años en el mercado, el margen de beneficio jamás perderá relevancia. Aprender a calcularlo es tan sólo el primer paso para poder analizarlo correctamente.

Sigue leyendo y descubre cómo saber si tu empresa es rentable y qué hacer si las cosas no marchan bien.

¿Cómo evaluar el margen de beneficio en mi negocio?

En primer lugar, es fundamental diferenciar entre el margen de beneficio bruto y el margen de beneficio neto. Confundirlos sería un terrible error.

Margen de beneficio bruto: diferencia entre el precio de venta de tus productos o servicios y su coste de producción o de compra. Este concepto no contempla impuestos y suele ser unitario.

Margen de beneficio neto: diferencia entre el precio de venta y el coste de producción o compra, contemplando los impuestos que afectan al producto.

Conoce el margen de beneficio de tu negocio

En palabras muy sencillas: Lo necesitamos para saber cuánto ganas realmente con cada una de tus ventas. Revisemos algunos ejemplos sencillos para poder afianzar los conceptos y, sobre todo, las fórmulas para obtener un margen confiable.

Partamos de dos posibles panoramas: que cuentes con un precio de venta ya establecido o que desees fijarlo a partir del margen de beneficio.

Fórmula para calcular un margen de beneficio bruto con un precio de venta ya establecido:

Calcula el margen de beneficio bruto

Fórmula para calcular un precio de venta a partir de un margen de beneficio bruto deseado:

 Calcula el margen de venta

Para que las fórmulas y los números sean más claros, pongamos como ejemplo el precio y el margen de beneficio de unas gafas de seguridad.

Calcular el margen de beneficio bruto con un precio de venta ya establecido

Supongamos que Carlos posee una fábrica de equipos de protección personal y desea saber cuál es el margen de beneficio de unas gafas de seguridad de mica clara. El precio de venta (PV) es de 315 € y el coste del producto es de 250 €.

PV = 315 €

CP = 250 €

(315 – 250)/315) × 100 = (65/315) × 100 = 0,206 × 100 = 20,6

Su margen de beneficio es del 20,6 %

Fija precios a partir del margen de beneficio del negocio

Calcular el precio de venta de las gafas de seguridad partiendo de un margen de beneficio bruto deseado

Supongamos ahora que Carlos aún no establece el precio de venta (PV), pero sabe que necesita un margen de beneficio del 25 % para que su negocio sea rentable.

MB = 25 %

CP = 250 €

250/(1 – (25/100))  = 250/(1 – 0,25) = 250/0,75 = 333,33 €

Carlos debe fijar como precio de venta 333,33 € para obtener un margen del 25 %.

Recuerda que hablamos de margen de beneficio bruto, la ganancia que se calcula sin contemplar impuestos.

¿Qué margen de beneficio debe tener un negocio para ser rentable?

Antes de emprender cualquier negocio debes preguntarte si este será rentable; de lo contrario, sería como salir a cazar con los ojos vendados: no sólo correrías el riesgo de no cazar nada, sino también de salir herido.

Cada sector, servicio o producto tiene una expectativa de margen de beneficio diferente. Una empresa que se dedica a la venta de juguetes no puede aspirar al margen de beneficio de una joyería: mientras que para la primera un margen del 45 % es alto, para la segunda sería bajo.

Pongamos por ejemplo una cafetería y tomemos uno de sus productos más vendidos: un vaso de zumo de naranja.

El precio de venta de un vaso de zumo de naranja de 250 ml es de 2,25 €.

El coste del producto es de 0,30 € (a 1,2 € el litro; 4 vasos por litro).

El margen de beneficio es del 86 %.

Beneficio bruto de la empresa (PV – CP): 1,95 €.

Diferentes productos, diferente margen de beneficio.Ahora tomemos como ejemplo una fábrica de dispositivos móviles.

El precio de venta de uno de sus teléfonos inteligentes más vendidos es de 437,5 €.

El coste del producto para esa fábrica es de 350 €.

El margen de beneficio es del 20 %.

Beneficio bruto de la empresa: 87,5 €.

Si comparamos, el 86 % del zumo suena a una gran ganancia contra el 20 % del dispositivo móvil. Sin embargo, el beneficio bruto del primero es de 1,95 €, mientras que el del segundo es de 87,5 €. Una ganancia de 1000 € implicaría 512 zumos o, tan sólo, 11 teléfonos.

Como podrás ver, el margen de beneficio por sí solo no brinda información suficiente sobre la rentabilidad de un negocio: es necesario tomar en cuenta muchos otros factores.Asesórate con expertos: un coach empresarial puede ayudarte a disipar muchas dudas e interrogantes.

Analizando tu empresa

Basarte únicamente en el coste de compra, el precio de venta y el margen de beneficio no es suficiente: tu estrategia para definir precios debe contemplar producción, distribución, marketing, demanda y competencia, entre varios factores más.

Analiza en profundidad todos los factores que intervienen en la rentabilidad de tu empresa: ignorar alguno puede traducirse en pérdidas irreparables, y no querrás que eso pase. 

El análisis es el mejor punto de partida para cualquier estrategia y modelo de negocio: el entusiasmo, la creatividad y el trabajo duro no sirven de mucho sin una estrategia sustentada en la realidad.

Mi margen de beneficio no es el adecuado: ¿qué hago?

Desafortunadamente, no existe una respuesta que sirva para todas las empresas de todos los sectores en el mercado. Ajustar el margen de beneficio requiere de un conocimiento profundo no sólo de tu empresa, sino del mercado y de tu competencia.

Un coach empresarial puede ser una de las mejores alternativas para ajustar todo aquello que no está funcionando como debería. Eric Schmidt, CEO de Google, compartió en una entrevista con Fortune que uno de los mejores consejos que ha recibido en su carrera profesional es “Búscate un coach”. 

Evita tomar decisiones basadas en la intuición y los consejos y ponte en manos expertas; después de todo, se trata del futuro de tu patrimonio. 

Conclusiones

El margen de beneficio se calcula igual para cualquier empresa.

Debes tomar como punto de referencia el precio de venta, y no el coste del producto, para calcular el margen de beneficio.

La rentabilidad está totalmente ligada al margen de beneficio, así como a muchos otros factores.

En Joe Moliner podemos ayudarte a encontrar qué es eso que no está funcionando y que le hace falta a tu empresa.

Consigue la rentabilidad y el crecimiento deseados acompañado de expertos en coaching empresarial.

Te puede interesar:

¿Ya conoces los beneficios del growth hacking para tu empresa?

7 acciones clave que debes conocer para mejorar la gestión de tu empresa

Gana la confianza de tus clientes e incrementa tus ventas

Post relacionados

¿ESTÁS LISTO PARA LLEVAR TU EMPRESA

AL PRÓXIMO NIVEL?